17 Allí los impíos dejaron el miedo, y allí descansaron los de cansadas fuerzas.