15 Y libra de la espada al pobre, de la boca de los impĂ­os, y de la mano violenta.