6 Delante de él temerán los pueblos; se pondrán pálidos todos los semblantes.