4 Y dijo uno de sus discípulos, Judas Iscariote, hijo de Simón, el que le había de entregar: