30 Y he aquí dos varones que hablaban con él, los cuales eran Moisés y Elías;