8 Se embriagarán de la grosura de tu Casa; y tú los abrevarás del torrente de tus delicias.