12 Sobre mí, oh Dios, están tus promesas; te tributaré alabanzas.