7 para que, justificados por su gracia, seamos hechos herederos segĂșn la esperanza de la vida eterna.