19 Los malos se inclinarán ante los buenos, y los impíos, a las puertas del justo.