16 por la voz del que me reprocha y vitupera, por la presencia del enemigo y del vengativo.