14 Estad pues firmes, ceñidos vuestros lomos de la verdad, y vestidos de la cota de justicia