15 «Está bien —dijo el Señor
—. Puedes cocinar tu pan con estiércol de vaca en vez de excremento humano».