22 Debido a ese juramento, Jesús es quien garantiza este mejor pacto con Dios.