32 Entonces, mientras miraba y pensaba en lo que veía,
aprendí esta lección: