22 Alejaré de ellos mi presencia, y mi templo será profanado; entrarán los invasores y lo profanarán.