8 Entonces Esaú se dio cuenta de la antipatía de su padre por las cananeas.