29 José miró a su alrededor y, al ver a Benjamín, su hermano de padre y madre, les preguntó:—¿Es este su hermano menor, del cual me habían hablado? ¡Que Dios te guarde, hijo mío!