22 He disipado tus transgresiones como el rocío,y tus pecados como la bruma de la mañana.Vuelve a mí, que te he redimido».