20 Evitando que nadie nos vitupere en esta abundancia que ministramos;