9 Los cuales serán castigados de eterna perdición por la presencia del Señor, y por la gloria de su potencia,