3 Y has sufrido, y has tenido paciencia, y has trabajado por mi nombre, y no has desfallecido.