19 Y cuando se juntaban las vĂ­rgenes la segunda vez, MardochĂȘo estaba puesto a la puerta el rey.