Mateo 17:13-23

13 Entonces los discípulos entendieron que les había hablado de Juan el Bautista.
14 Cuando llegaron a la multitud, se le acercó un hombre, que arrodillándose delante de El, dijo:
15 Señor, ten misericordia de mi hijo, porque es epiléptico y sufre terriblemente, porque muchas veces cae en el fuego y muchas en el agua.
16 Y lo traje a tus discípulos y ellos no pudieron curarlo.
17 Respondiendo Jesús, dijo: ¡Oh generación incrédula y perversa! ¿Hasta cuándo estaré con vosotros? ¿Hasta cuándo os tendré que soportar? Traédmelo acá.
18 Y Jesús lo reprendió y el demonio salió de él, y el muchacho quedó curado desde aquel momento.
19 Entonces los discípulos, llegándose a Jesús en privado, dijeron: ¿Por qué nosotros no pudimos expulsarlo?
20 Y El les dijo<***>: Por vuestra poca fe; porque en verdad os digo que si tenéis fe como un grano de mostaza, diréis a este monte: "Pásate de aquí allá", y se pasará; y nada os será imposible.
21 Pero esta clase no sale sino con oración y ayuno.
22 Mientras andaban juntos por Galilea, Jesús les dijo: El Hijo del Hombre va a ser entregado en manos de los hombres.
23 Y le matarán, y al tercer día resucitará. Y ellos se entristecieron mucho.