4 Ha llegado la hora de cobrar venganza por mi pueblo;
de rescatar a mi pueblo de sus opresores.