2 Ayúdense unos a otros a llevar sus cargas, y así cumplirán la ley de Cristo.