49 Y luego que llegó á Jesús, dijo: Salve, Maestro. Y le besó.