14 Porque si yo oro en lenguas, mi espíritu ora, pero mi entendimiento queda sin fruto.