10 Ahora, levántate temprano en la mañana y vete con tus hombres en cuanto amanezca.