5 Dios ascendió con un grito poderoso;
el Señor
ha ascendido al estruendo de las trompetas.