23 Los perversos aceptan sobornos a escondidas
para pervertir el curso de la justicia.