116 ¡S
, sostenme como prometiste para que viva!
No permitas que se aplaste mi esperanza.