2 Y ahora, aquí estamos,
de pie dentro de tus puertas, oh Jerusalén.