38 —¿Por qué se asustan tanto? —les preguntó—. ¿Por qué les vienen dudas?