5 Por el contrario, Salomón siguió a Astarté, diosa de los sidonios, y a Moloc,a el detestable dios de los amonitas.