6 Amados hermanos, si yo fuera a visitarlos y les hablara en un idioma desconocido,
¿de qué les serviría a ustedes? En cambio, si les llevo una revelación o un conocimiento especial o una profecía o una enseñanza, eso sí les sería de ayuda.