32 Por lo tanto, bajo la supervisión de los sacerdotes, los levitas vigilaban el tabernáculo y el templo,
y llevaban a cabo con fidelidad sus responsabilidades de servicio en la casa del Señor
.