9 Jesús encargó a sus discípulos que prepararan una barca para que la multitud no lo apretujara.