20 Pero los ojos de los malvados se apagarán;no tendrán escapatoria.¡Su esperanza es exhalar el último suspiro!»