Hebreos 2:1

1 Por tanto, debemos prestar mucha mayor atención a lo que hemos oído, no sea que nos desviemos.