Hebreos 4:5

5 y otra vez en este pasaje: NO ENTRARAN EN MI REPOSO.