25 Luego quemará en el altar el sebo de la ofrenda por el pecado.