25 El temor al hombre es un lazo, pero el que confía en el SEÑOR estará seguro.