22 Oh Dios, redime a Israel de todas sus angustias.