20 Pero ustedes no son así, porque el Santo les ha dado su Espíritu,
y todos ustedes conocen la verdad.