33 Entonces Moisés se fue del palacio del faraón y salió de la ciudad. Cuando elevó sus manos al Señor
, los truenos y el granizo cesaron, y se detuvo la lluvia.