17 Los vigilo de cerca y veo cada pecado. No hay esperanza de que se escondan de mí.