8 Dios bendice a los que tienen corazón puro,
porque ellos verán a Dios.