17 Señor
, tú conoces las esperanzas de los indefensos;
ciertamente escucharás sus clamores y los consolarás.