30 Luego las ranas infestaron la tierra
y hasta invadieron las habitaciones del rey.