8 El altar lo harás hueco y de tablas, exactamente como el que se te mostró en el monte.